La Iglesia Católica justifica venta de terrenos donados por el Estado

SANTO DOMINGO. La Arquidiócesis de Santo Domingo emitió ayer un comunicado en el que explica el uso dado a los recursos obtenidos por la venta de unos terrenos cedidos por el Estado que poseían en el avenida Núñez de Cáceres, donde hoy se encuentra la plaza Downtown Center.

La razón de la venta ha sido cuestionada supuestamente por un grupo de 120 sacerdotes que habrían motivado una comunicación atribuida a Monseñor Miguel Ángel Santana Marcano, juez presidente y ponente del Tribunal Único o Segunda Instancia de la Conferencia del Episcopado Dominicano.

En la misiva que circula en los medios de prensa, dirigida al Nuncio Apostólico de su Santidad, monseñor Jude Thaddeus Okolo, se indica que el primer cardenal de la República Dominicana Octavio Antonio Beras Rojas dejó un solar al lado de la Conferencia para construir la casa del Clero en la Arquidiócesis de Santo Domingo.

“120 sacerdotes de la Arquidiócesis de Santo Domingo queremos saber el porqué el Arzobispo Emérito de Santo Domingo lo vendió y que hizo con este dinero”.

En su explicación, la administración de la Arquidiócesis sostiene que la venta se realizó de acuerdo con lo que establece la ley. Que con una parte de esa venta se adquirió un terreno de mucha mayor extensión, ubicado en el Kilómetro 14 de la Autopista Duarte.

“…Inmueble identificado como: 309446294733, matrícula 0100042095, con una superficie de 108,703.43 metros cuadrados, diez veces mayor que el terreno vendido, considerado por las personas responsables de la compra, como más apropiado para la construcción de un nuevo Seminario Mayor”.

También explican que la construcción de la casa sacerdotal “Cardenal Beras” se iniciará próximamente junto al Seminario Menor “Buen Pastor”, tal como lo habría anunciado el arzobispo recientemente.v

“Tal como lo hicimos el año pasado, a solicitud de un medio de comunicación, siempre estaremos abiertos a ofrecer las informaciones necesarias sobre este asunto, a nuestra feligresía y a toda la población”, dice el comunicado.

Defiende al Cardenal

El Padre Manuel Ruiz salió ayer en defensa del Cardenal Nicolás López Rodríguez, al tiempo que expresó sus deseos de que la carta contuviera los nombres de los sacerdotes a los que alude.

“Todo el que conoce al cardenal, y a mí, que me corresponde estar pendiente ahora en su retiro, es una persona que en su vida, y todo el que lo conoce lo sabe, que no tiene propiedades ni tiene nada… es injusto que una persona, por las razones que tenga, venga con eso ahora y no tuvo los pantalones cuando él estaba de decírselo”, dijo Ruiz en un programa radial.

Recordó que la iglesia católica tiene propiedades desde hace 500 años, mientras el Estado dominicano es de apenas 200 años y que fue la iglesia la que le donó tierras al Estado durante el proceso de reforma Agraria.

Afirma que el cardenal tiene su conciencia tranquila y que está orando por Santana Marcano y por todos.

Deja una respuesta