Faprouasd exigirá hoy depuración de nómina de la universidad estatal

Santo Domingo.- Hay una condición innegociable para la Federación de Profesores de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (Faprouasd) en el diálogo que comienza hoy: la sanidad de la nómina de la academia estatal.

Su presidente, Santiago Guillermo, asegura que han identificado entre 150 y 200 empleados administrativos, y algunos maestros, que no trabajan y figuran en la nómina de asalariados de la UASD, algo que entiende debe acabar: “aquí y ahora”.

De ahí sale su principal propuesta para las conversaciones que hoy arrancan en el ministerio de Educación Superior, Ciencia y Tecnología (Mescyt): la formación de una comisión que depure la nómina de la universidad, con presencia de la nueva Cámara de Cuentas, con representantes del Gobierno, de los estudiantes, profesores y empleados administrativos.

El dispendio de los recursos económicos de la universidad se puede evidenciar en tres grandes partidas, según el gremio de los profesores: las compensaciones que son pagadas a los empleados, los incentivos por desempeño y los “sobresueldos”, esta última categoría de desconocimiento absoluto para los profesores. 

Anormalidades

La compensación a los empleados administrativos es del 40% de su salario base, y suele ser asignado a los trabajadores que culminan su labor a la 1:00 de la tarde, por ejemplo, y la universidad necesita que se queden hasta las 5:00 PM. “Es una manera de la universidad de no contratar a nuevas personas”, dice Guillermo. El problema está, según asegura, en que muchos de esos empleados no cumplen su jornada hasta las 5:00 de la tarde.

Sobre los incentivos, el presidente de Faprouasd dice que son muy variados y van desde RD$10,000 hasta RD$80,000, la suma que Santiago Guillermo asegura devenga el rector de la academia pública dominicana.

Si se corrigen esas anormalidades la universidad estaría en posición de ahorrar unos 600 millones de pesos al año, una cantidad que estiman suficiente para lograr el aumento del 15% a todos los empleados que han planteado, quedando dinero, según dice Guillermo, para aplicarlos a otras de las necesidades la universidad.

Las autoridades de Faprouasd sostienen sus reclamos en cuatro ejes fundamentales: saneamiento de la nómina; mejoría en la calidad de vida de los servidores de la universidad; mayor calidad en las plataformas físicas y tecnológicas y garantía de seguridad social.

“No nos van a conseguir con solo el aumento de salarios, se debe incluir el saneamiento de la nómina y así solucionar un problema que tiene años en la universidad”, asegura.

 

Deja una respuesta