EEUU envía a Rusia una señal de que no habrá reinicio de relaciones

MOSCÚ (Sputnik) — El reciente escándalo provocado por los contactos del secretario de Justicia de EEUU con el embajador de Rusia en Washington da a entender que no habrá un reinicio, opina el experto ruso en seguridad internacional Alexéi Fenenko, de la Universidad Estatal Lomonósov de Moscú.

Más temprano el diario Washington Post informó que el entonces senador por Alabama y hoy fiscal general de EEUU, Jeff Sessions, habló dos veces, en julio y septiembre de 2016, con el embajador ruso en Washington pero no lo desveló en el Congreso cuando le preguntaron, antes de su confirmación como secretario de Justicia, sobre los contactos entre Moscú y el equipo de Donald Trump.

La segunda conversación tuvo lugar en el fragor de lo que los servicios de inteligencia de EEUU calificarían más tarde como campaña rusa de ciberataques a la campaña de elecciones presidenciales.

La líder demócrata de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, ya exigió la renuncia de Sessions.

“Obviamente primero eso se hace para cortar todos los contactos con Rusia y segundo, para enviar a Rusia una señal de que no habrá un reinicio de las relaciones, lo que esperaba Moscú”, dijo a Sputnik.

Fenenko destacó que EEUU está aumentando la tensión respecto a Rusia constantemente.

“Ya es el segundo escándalo relacionado con Kisliak y el factor de Rusia, podrían ofrecerles que dimitan, y con esto se acabaría, pero en lugar de hacerlo se saca a debate público”, señaló.

El experto destacó que si Sessions no renuncia a su cargo “siempre habrá una sombra de sospechas sobre él” y sus acciones serán limitadas.

El 13 de febrero, el asesor de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn presentó su renuncia al reconocer que no había proporcionado a la Casa Blanca información exhaustiva sobre el contenido de varias conversaciones telefónicas que mantuvo a finales de 2016 con el embajador de Rusia en EEUU, Serguéi Kisliak.

El diario The Washington Post reportó previamente que Flynn había tratado con el diplomático ruso el tema de las sanciones impuestas a Rusia por supuesta injerencia en el proceso electoral en EEUU.

Funcionarios citados por el periódico calificaron de “incorrectas” las consultas, pues podrían haber enviado al Kremlin una señal sobre la suavización de las restricciones decretadas por la Administración Obama.

Compartir es apreciar!!

Deja un comentario