Destructor EEUU desafía reivindicación de China en Mar de China Meridional

WASHINGTON (Reuters) – Un destructor estadounidense llevó a cabo una “operación de libertad de navegación” el jueves, al entrar en la franja de 12 millas náuticas que rodea una isla artificial construida por Pekín en el Mar de China Meridional, dijeron a Reuters funcionarios estadounidenses.

La operación se produjo en un momento en el que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, busca la cooperación de China para lidiar con los programas nucleares y de misiles de Corea del Norte y podría complicar los esfuerzos para asegurar una posición común.

Los funcionarios, que hablaron bajo la condición de anonimato, dijeron que el USS John S. McCain pasó cerca del arrecife Mischief en las islas Spratly, en medio de una franja de islotes y arrecifes. China se encuentra en disputas territoriales con sus vecinos por esa zona.

Esta es la tercera “operación de libertad de navegación” llevada a cabo durante la presidencia de Trump. Ni el ministerio de Defensa chino ni el de Relaciones Exteriores respondieron inmediatamente a las solicitudes de comentarios.

La operación fue el último intento de contrarrestar lo que Washington ve como los esfuerzos de Pekín por limitar la libertad de navegación en las aguas estratégicas, y se produce mientras Trump busca la cooperación china para contener a Pyongyang.

Las islas de la discordia

Estados Unidos ha criticado la construcción de islas e instalaciones militares por parte de Pekín en el mar de la China Meridional, argumentando que estas podrían ser utilizadas para restringir la libertad de navegación. Además, en conformidad al fallo del tribunal de La Haya de julio del 2016, Washington ha reiterado en numerosas ocasiones que China no tiene “derecho histórico” sobre los territorios en disputa.

El Gobierno de Trump, por su parte, ha prometido llevar a cabo operaciones más grandes en el mar de la China meridional. En julio, un buque de guerra estadounidense navegó cerca de una isla en disputa reclamada por China, Taiwán y Vietnam.

Las islas demandadas por Pekín en el mar de la China Meridional, a través del cual pasan anualmente cerca de 5.000 millones de dólares en transacciones navieras, son disputadas por parte de Brunéi, Malasia, Filipinas, Taiwán y Vietnam

Deja una respuesta