Declaran a Bolsonaro como amenaza a la salud mundial

Plantean petición internacional para enjuiciarlo

“Esta carta está dirigida a todos los hombres y mujeres que defienden a la humanidad más allá de las fronteras”, empieza el texto indignado. Sin prolongarse mucho, las palabras directas transmiten preocupación ante la pandemia de COVID-19 en un país gobernado por Jair Bolsonaro mientras lo acusa —con un vasto apoyo internacional— de genocida.

“La crisis sanitaria y económica que sufre el pueblo brasileño, la tragedia de ser el segundo país del mundo en número de muertes por coronavirus y el epicentro de la pandemia en América Latina no se debe a ninguna ‘fatalidad natural'”, sostiene la carta.

“Es el producto de una política deliberada de su Gobierno, el del presidente de la República: Jair Bolsonaro. Un negacionista y autoritario que desde el sillón presidencial dirige una verdadera cruzada contra la ciencia, atacando constantemente el aislamiento social necesario para enfrentar la epidemia”, acusa.

El texto también menciona un artículo editorial de la revista científica The Lancet en el que Bolsonaro es considerado “tal vez la mayor amenaza a la respuesta frente al COVID-19 en Brasil” y sentenciado: “tiene que cambiar su curso drásticamente o será el próximo en irse”.

De acuerdo con la carta, el país carece de una política de testeo masivo de la población y notifica los casos por debajo de la realidad. Además, el sistema de salud se está colapsando debido a la falta de camas, unidades de cuidados intensivos, material médico”. “Por otro lado, la ayuda de emergencia para los sectores más vulnerables, de poco más de 100 dólares mensuales durante tres meses se paga tarde, de forma deficiente y hace interminables las colas para recibirla en las sucursales bancarias”, completa.

“Bolsonaro, junto con el lobby de un importante sector de las élites brasileñas, defiende ‘la salud de los mercados’ en detrimento de la salud pública. Aprovechan la situación para cerrar cada vez más los espacios democráticos, aumentar la deforestación de la Amazonia, invadir y amenazar a las naciones indígenas y dejarlas expuestas al virus, atacar la educación, la cultura y la ciencia, recortando los recursos necesarios para su mantenimiento y desarrollo”, denuncia la petición para llevarlo a juicio.

“La política y la postura de Bolsonaro son un riesgo para la salud nacional, pero también una amenaza para la salud mundial. Varios países ya están empezando a hacer una especie de ‘cerco sanitario’ alrededor de Brasil, lo que puede profundizar aún más la crisis”, remarca el texto.

Además, la carta advierte de la amenaza de un golpe de Estado perpetrado por el propio presidente que actualmente vive el país. “Con cada declaración y acción, Bolsonaro se aísla política e institucionalmente, lo que lleva a un recrudecimiento de su base de extrema derecha y a que avance aún más en una dirección autoritaria, contra la democracia y la Constitución brasileñas”, alerta.

En ese contexto, el texto menciona los cerca de 30 pedidos de impeachment (juicio político) contra Bolsonaro presentados en el Congreso Nacional que han obtenido un apoyo creciente “de artistas, intelectuales, movimientos sociales y personalidades”. De hecho, el pedido de impeachment presentado por los mismos autores de la petición mundial de ahora, la bancada parlamentaria del Partido Socialismo y Libertad (PSOL) en Brasil, alcanzó rápidamente el millón de firmas necesarias.

Por su parte, la iniciativa mundial está firmada por políticos, expertos, artistas y activistas referentes de países como Alemania, Algeria, Argentina, Austria, Bélgica, Bolivia, Chile, Ecuador, España, Estados Unidos, Filipinas, Francia, Italia, Luxemburgo, México, Pakistán, Perú, Portugal, Reino Unido, Suecia, Suíza, Turquía y Venezuela, además de Brasil, entre otras figuras integrantes del Parlamento Europeo, Parlasur y del Observatorio de Derechos Humanos de los Pueblos.

“Desde nuestros países, denunciamos a Jair Bolsonaro como genocida de su pueblo, el más criminal de los jefes de Estado y un peligro para la salud mundial. #Fuera Bolsonaro y su Gobierno de muerte!”, concluye el texto que invita a todos a sumarse.

Agencias

Deja una respuesta