China planea crear nueva bolsa de valores para atraer empresas extranjeras

China baraja crear una alternativa a la bolsa neoyorquina Wall Street para atraer a empresas que cotizan en plataformas bursátiles extranjeras.

El diario británico Reuters, citando a dos fuentes familiarizadas con el asunto, informó el miércoles que las autoridades chinas “están estudiando la posibilidad de crear una bolsa de valores para atraer a las empresas que cotizan en el extranjero y reforzar el posicionamiento internacional de sus mercados de valores en el territorio nacional”.

Conforme a la fuente, el Consejo de Estado de China ha encargado al máximo regulador de valores la elaboración de un estudio sobre cómo organizar una bolsa de valores que se dirigiría a las empresas chinas que cotizan en mercados como Hong Kong y Estados Unidos.

Además, el Gobierno chino espera que la iniciativa atraiga a empresas multinacionales, como Apple y Tesla, para registrar sus divisiones locales en la nueva bolsa.

Estos planes se desarrollan tras las amenazas del regulador norteamericano de expulsar a ciertas empresas chinas de las bolsas de Estados Unidos.

La Comisión de Bolsa y Valores de EE.UU. (SEC, por sus siglas en inglés) ya ha comenzado a implementar una ley aprobada al fin del periodo presidencial de exmandatario norteamericano Donald Trump, que permite a los reguladores del país expulsar a las empresas extranjeras de las bolsas estadounidenses, si no puedan demostrar que no son propiedad ni están controladas por una entidad gubernamental en una jurisdicción extranjera.

Las compañías también tendrán que indicar qué miembros de la junta directiva son funcionarios del Partido Comunista de China, en caso de que los hubiera.

Dado que las relaciones entre China y EEUU no parecen mejorar, los banqueros e inversores esperan que se produzcan más ofertas de este tipo de “vuelta a casa”.

Tanto Washington como Pekín mantienen focos de tensión sobre varios temas, como el comercio, la competencia tecnológica y la pandemia del nuevo coronavirus, causante de la COVID-19, así como asuntos relacionados con Taiwán, y Hong Kong, entre otros. Dichas tiranteces han conducido a ambos al borde de una nueva guerra fría.

Esto en momentos que, según datos de Refinitiv, unas 13 empresas chinas cotizadas en bolsas de EE.UU., incluidas Alibaba Group Holding Ltd., Baidu Inc. y JD.com Inc., han realizado cotizaciones secundarias, por un valor total de 36 000 millones de dólares en la bolsa en Hong Kong en los últimos 16 meses.

Ante tal coyuntura, según ciertas fuentes bajo condición de anonimato, una de las opciones que se están debatiendo es actualizar una plataforma de cotización ya existente, como por ejemplo una bolsa más pequeña, con sede en Pekín, la capital china, lo que el gobierno municipal de Pekín lleva años buscando.

Deja una respuesta