¿Va EEUU en ruta de la guerra civil o de una dictadura?

Francisco Herranz

Al cumplirse un año del asalto al Capitolio estadounidense, que dejó cinco muertos y 700 imputados, cada vez surgen más voces que advierten sin tapujos de que la victoria de Donald Trump en las próximas presidenciales fijadas para noviembre de 2024 podría ser el preludio de una profunda crisis democrática en EEUU.

Algunas de esas opiniones marcan incluso fechas. “Para 2025, la democracia estadounidense podría colapsar, provocando una extrema inestabilidad política interna, incluida la violencia civil generalizada. Para 2030, si no antes, el país podría estar gobernado por una dictadura de derechas”.

Quien se expresa así, en esos preocupantes términos, es un politólogo e investigador canadiense, Thomas Homer-Dixon, doctor en Ciencias Políticas por el prestigioso MIT, y catedrático por la Universidad de Waterloo.

El propio Homer-Dixon avisa a quien le lee que no hay que descartar estas posibilidades “porque parezcan ridículas o demasiado horribles de imaginar”, pues en 2014, la sugerencia de que Trump se convertiría en el 45º presidente de EEUU también les habría parecido absurda a casi todos.

“Pero hoy vivimos en un mundo donde lo absurdo se convierte regularmente en realidad y lo horrible es un lugar común”, opina el experto.

La Presidencia de Trump y el ataque al edificio parlamentario situado en Washington han evidenciado el debilitamiento fatal de la democracia estadounidense y la extrema polarización política de su sociedad civil.

En noviembre pasado, más de 150 profesores de política, gobernanza, economía política y relaciones internacionales hicieron un llamado al Congreso para que apruebe la llamada Ley de Libertad de Voto, que protegería la integridad de las elecciones estadounidenses pero que ahora está estancada en el Senado. Este es un momento de “gran peligro y riesgo”, escribieron entonces. “El tiempo corre y la medianoche se acerca”, añadían en tono sombrío.

Lo cierto es que los senadores republicanos han bloqueado por tres veces, desde junio de 2021, este proyecto legislativo promovido por los demócratas. La Ley de Libertad de Voto buscaba contrarrestar las restricciones al voto que han impuesto en los últimos meses los republicanos a nivel estatal con la aprobación de 33 leyes en 17 estados que limitan el sufragio de ciudadanos hispanos, afroamericanos y personas con menos recursos económicos.

El autor es un periodista español

Deja una respuesta

10 + dieciocho =